Nuevo tratamiento de bio-revitalización sin agujas. Regenera la piel y mejora su textura. Indicado especialmente en flacidez, acné, cicatrices de acné y varicela, melasma y estrías. En LMD Centro Médico Estético, usamos con éxito el PRX T33.

Es un nuevo tratamiento basado en el TCA clásico, utilizado para peelings superficiales – medios, que combinado con peróxido de hidrógeno (H2O2), minimiza los efectos agresivos del TCA (frost y exfoliación de la epidermis), penetra muy rápidamente en la dermis y activa un proceso regenerativo estimulando los fibroblastos y los factores de crecimiento, sin agredir la epidermis y por tanto sin producir peeling.

Por ello, el PRX T33 puede realizarse en todas las épocas del año, contrariamente al peeling, al no producir daño en epidermis y no ser fotosensibilizante.

Indicaciones del PRX T33

El PRX T33 está indicado, como regenerador tisular, para combatir:

    - la flacidez de los tejidos faciales y corporales
    - las cicatrices de acné y de la varicela, aunque en este caso es especialmente conveniente combinarlo con el MNS

El PRX T33, es seboregulador, y está indicado para el tratamiento del acné activo, apreciándose una gran mejoría en muy pocas sesiones.

El PRX T33 es muy efectivo en el tratamiento del melasma (grandes manchas en la cara de las mujeres antes y después del embarazo o con el uso de anticonceptivos).

El PRX T33 es un tratamiento eficaz, resolutivo, sin agujas (no invasivo), por tanto, sin hematomas, e indoloro.

Se aprecian resultados desde la primera sesión. Para conseguir unos resultados óptimos, serán necesarias varias sesiones, de 3 a 5 en función del problema a tratar.

Se puede reducir el número de sesiones, asociado a otros tratamientos mínimamente invasivos como Mesorich y el MNS, Láser CO2 potenciándose los resultados.

melasma_PRX-T-33 acne_PRX-T-33-F3 PRX-T-33
JoomShaper